LUN - VIE 08.00 - 12.00 | 15.00 - 19.00

RECOMENDACIONES DIECIOCHERAS PARA TU MASCOTA

15.09.2017

1. Mantener su dieta normal: ellos, aunque quieran, no necesitan comer empanadas, anticuchos y similares. Su pancita no está preparada para tal impacto. No van a "sufrir" ni se van a "deprimir" o te van a tener "rencor" porque no le des. Por lo mismo, trata de no incitarlos, mostrarles comida a propósito y a cambio, entrégale lo que ellos si puedan comer: su comida normal, huesos recreativos, o juguetes con los cuales puedan entretenerse mientras tu disfrutas. Ni hablar del alcohol: cualquier residuo en el suelo, o vasos dejados en cualquier parte podría ser lamido por ellos y luego puede derivar en intoxicaciones. 


2. Salidas a exteriores: si es un animal bien habituado y socializado, no hay problemas, pero asegúrate de llevarlo bien identificado y con medidas de sujeción que no afecten su bienestar. Puede que con tanta emoción quieran tirar más de lo común, que se encuentren con muchas personas y otros animales novedosos. No uses collares de ahorque ni ninguno que implique castigo y por lo contrario, usa un arnés y una correa larga que no implique que tu perro esté constantemente tirando. Con una correa larga tu mismo puedes ir ajustando el largo dependiendo el contexto. Aun así, cuida de las horas que la pasan metidos en estos ambientes. Es una saturación importante a sus sistemas sensoriales y si bien hay algunos que lo llevan mejor que otros, es un desgaste emocional y físico que ellos hacen por acompañarnos a nosotros. 


Si tu perro o gato no están acostumbrados a aglomeraciones de personas y ruidos fuertes, y se ponen "nerviosos", agresivos, se quedan "pegados" en el suelo o quieren escapar, es mejor no exponerlos. Este no es el momento de que aprendan y por el contrario, busca ayuda profesional para que el próximo año si puedan estar preparados, con una terapia acorde a sus necesidades. A veces hay que hacer un sacrificio por ellos y dejarlos donde estén tranquilos. 


3. Viajes largos: si no está acostumbrado a viajar en auto, bus, avión y sobretodo, dentro de una jaula, puedes utilizar feromonas como Adaptil (perros) o Feliway (gatos), pero no uses sedantes como Acepromacina (Pacifor), que tienen un efecto de camisa de fuerza, y las dosis son muy específicas. Al respecto, asesórate con tu Médico Veterinario para que te entregue la mejor opción porque existen medicamentos específicos que tienen efecto sedante y son seguros. No olvides llevar todos sus implementos, incluyendo comida para estos días, y un número de Médico Veterinario del lugar donde vas por cualquier emergencia. Por supuesto lleva una plaquita o collar donde esté perfectamente identificado en caso que se pierda. 


4. Si se quedan solos en casa: asegúrate que se queden con alguien de confianza, entregarle entretención suficiente (juguetes, salidas, paseos), con tal que su rutina diaria no se vea afectada. Si se quedan solos, y sin mucho que hacer puede que se pongan ansiosos y aburridos, y derive en destructividad. 


5. Celebraciones en casa: ojo con las parrillas, siempre supervisadas, pueden haber quemaduras por querer sacar comida desde ellas, chispas, o por contacto. También el humo puede traer consecuencias, así que lo mejor es mantenerlos alejados y supervisados. Siempre identificados ante posibles escapes que pueden suceder de portones mal cerrados, visitas masivas de amigos, familiares, salidas inesperadas, etc. 

Dra. Soledad Torres Alvarado
Médico Veterinario y Máster en Etología Clínica 
CONCIENCIA Etología Clínica